Entradas

Mostrando entradas de diciembre 7, 2014

IIIº Domingo de Adviento, 14 de diciembre de 2014

Imagen
“VOZ QUE GRITA EN EL DESIERTO”
“Vivan siempre alegres, oren sin cesar, den gracias en toda ocasión, pues esto es que Dios quiere de ustedes en Cristo Jesús.”(1Tes 5,16-18)
Iº lectura: Is 61, 1-2.10-11; Salmo: Lc 1, 46-48, 49-50, 53-54; IIº lectura: 1Tes 5, 16-24; Evangelio: Jn 1, 6-8.19-28
Alegría, regocijo y gran expectativa nos produce la venida del Señor. El tercer domingo de Adviento, nos muestra de manera especial la espera del nacimiento de Jesús. El profeta Isaías deja ver la imagen fructífera de la alegría que inunda los corazones, del Espíritu de Dios que lleva al elegido a anunciar la Buena Nueva, la salvación y la ayuda a quien necesita de ellas.
Esto nos lleva a florecer en medio del pueblo, en medio de las adversidades como testigos de justicia y de paz. Se hace hincapié en la oración, la alegría y el hecho que debemos hacer el bien, ratificándose así el inmenso amor de Jesús para los suyos, resaltando la grandeza de Juan el Bautista -el precursor- quien nos indica así lo qu…

La Inmaculada Concepción, 8 de diciembre de 2014

Imagen
MARÍA: MODELO DE ESPERANZA Y FORTALEZA “Alégrate, llena de Gracia, el Señor está contigo; bendita tú eres entre todas las mujeres.” (Lc 1,28)
Iº lectura: Gen 3,9-15.20; Salmo: 97; IIº lectura: 2Pe 3,8-14; Evangelio: Lc 1,26-38
En el tiempo de adviento, tenemos la invitación a preparar la venida del Señor, a ser discípulos vigilantes en espera del Mesías que viene. Al mismo tiempo, se nos presenta la figura y el ejemplo de una mujer que, en palabras de San Alfonso María Ligorio, es “portadorade paz a todo el mundo”, “primogénita de la gracia”, haciéndose eco de la tradición de la Iglesia refiriéndose a la Virgen María, la Inmaculada Concepción.
PAZ Y ESPERANZA, ¡FUERA EL MIEDO!
El dogma de la Inmaculada Concepción decretado por el Papa Pio IX en el año 1854 nos lleva, junto a las lecturas de este día, a reflexionar sobre algunos temas específicos: en primer lugar, debemos sentir la alegría que el Adviento proporciona, el carácter penitencial que también propone y la presencia de María en es…